Identifican una proteína clave en el mantenimiento de la identidad de los linfocitos B

Investigadores del Programa de Epigenética y Biología del cáncer del IDIBELL, liderados por la investigadora Maribel Parra, han identificado un represor transcripcional, la histona desacetilasa HDAC7, implicado en la identidad de los linfocitos B, las células encargadas de crear anticuerpos en nuestro sistema inmunitario.

Los resultados del estudio, publicado en PLoS Genetics, demuestran que HDAC7 se expresa de manera específica en linfocitos B y no lo hace en células de otros linajes como por ejemplo los macrófagos.

Las células madre de la sangre pasan por un sistema muy complejo de diferenciación para formar las diferentes células sanguíneas. En el sistema hematopoyético existen dos líneas principales: la linfoide, que da lugar a las células T, los linfocitos B y las células NK, entre otros, y la mieloide que formará los eritrocitos (glóbulos rojos) o los macrófagos entre otros.

En este trabajo los investigadores demuestran que el papel de una de estas proteínas, la HDAC7, en linfocitos B es reprimir genes “inapropiados”, característicos de otros linajes como los macrófagos. Los investigadores reprogramaron células precursoras de linfocitos B en macrófagos (del linaje mieloide) y observaron que la expresión de HDAC7 disminuía de forma drástica mientras que cuando se vuelve a expresar esta proteína se bloquea la inducción de genes clave para la biología de los macrófagos.

Parra ha explicado que «a través de este mecanismo de represión transcripcional, la célula B se asegura de que no se expresen genes de otros tipos celulares, manteniendo su identidad linfoide». También señala que «dada su importancia en la biología de los linfocitos B, la función de HDAC7 podría estar alterada en enfermedades hematológicas como las leucemias y los linfomas. Hacia esta hipótesis se dirige ahora la investigación de nuestro grupo».

Ir arriba